Kaizen. El secreto detrás de la productividad japonesa

Compartir

El Kaizen o Mejora Continua se identifica como una de las herramientas japonesas más representativas de gestión de la producción orientadas a la mejora de la calidad y productividad, adoptadas por las fábricas japonesas en la posguerra cuya máxima expresión se encuentra en el Sistema de Producción de Toyota.

1
La palabra proviene de dos ideogramas japoneses: Kai “Cambio” y Zen “para Mejorar”. Es por ello que su traducción es “Mejora”.

Los 10 puntos del espíritu Kaizen 

1. Abandonar las ideas fijas, rechazar el estado actual de las cosas.

2. En lugar de explicar lo que no se puede hacer, reflexionar cómo hacerlo.

3. Realizar inmediatamente las buenas propuestas de mejora.

4. No buscar la perfección.

5. Corregir un error inmediatamente e in situ. 

6. Encontrar las ideas en la dificultad.

7. Buscar la causa real, respetar los por qué y después buscar la solución.

8. Tener en cuenta las ideas de 10 personas en lugar de esperar la idea genial de una sola.

9. Probar y después validar.

10. La mejora es infinita
.

. .

Arrow
Arrow
Slider