Inicio Copa del Mundo Brasil vence con drama y deja a Costa Rica fuera del Mundial

Brasil vence con drama y deja a Costa Rica fuera del Mundial

Compartir

El seleccionado de Brasil consiguió hoy una agónica victoria por 2-0 sobre Costa Rica al marcar ambos goles en tiempo de descuento para firmar su primera victoria en el Mundial de Rusia y eliminar a los “ticos”.

Tras un desarrollo dramático con un Brasil protagonista, Philippe Coutinho y Neymar anotaron a los 91 y 97 minutos los goles para la crucial victoria, que se celebró con la descarga de un partido eliminatorio en un San Petersburgo Arena pintado de amarillo.

Los festejos fueron tan intensos que incluyeron un llanto desolador de Neymar (arrastraba una lesión) y un entrenador Tite revoleándose por el césped para gritar el primer gol.

Con los tres puntos, Brasil lidera parcialmente el Grupo E con 4 unidades, pero Serbia (3) juega más tarde contra Suiza (1). Costa Rica, sin puntos, quedó eliminada.

Le costó muchísimo esfuerzo a Brasil quebrar el cerrojo que planteó Costa Rica, que tras una prolija primera parte vio tambalear su equilibrio ni bien salió del túnel tras el descanso con 15 minutos a puro vértigo, que presagiaban lo que finalmente llegaría con el tiempo cumplido.

Costa Rica comenzó replegado, sin salir a apretar la salida de Brasil y con un Marco Ureña apenas cruzando el mediocampo. En los primeros 45 minutos Costa no registró tiros a puerta y tuvo el balón un 35 por ciento del tiempo.

Sus escasos intentos de juego asociado llegaron por la banda derecha. Por allí generó su situación más peligrosa en todo el partido, cuando a los 12 minutos Celso Borges se perdió el gol de frente a Allison luego de un gran desborde de Bolaños por la banda.

En ésas andaba Costa Rica haciendo daño cuando Marcelo pescó un balón y salió disparado. La banda había quedado desierta y el zurdo aprovechó para encontrar a Neymar, que filtró a un Gabriel Jesús adelantado por centímetros.
[wps_calltoaction style=”default” border=”none” title=”¿Cómo expresan los japoneses su profundo sentimiento?” align=”left” background=”#f4f4f7″ color=”#535353″ radius=”0″ button_text=”LEA AQUI” url=”https://online.flippingbook.com/view/862017/100″ target=”blank” button_background=”#6aa2ff” button_color=”#fff” button_radius=”0″]Con una sola palabra, o una frase corta, los japoneses expresan muchas acciones que en otros idiomas, como el español, o no existen o tendríamos que dar toda una explicación para poder comprender el sentimiento del japonés.[/wps_calltoaction]

Fue un aviso porque luego, promediando la media hora de partido, la “canarinha” contó con tres situaciones seguidas: la más clara fue un mano a mano de Neymar que Keylor Navas logró neutralizar achicando con sus veloces piernas, cuando el crack había encontrado un hueco en la última línea de cinco defensores “tica”. Luego un remate de Marcelo y otra acción de Neymar por derecha (Gabriel Jesús no llegó a cabecear hacia abajo cuando el balón ya había pasado a Navas) pusieron a Costa Rica en aprietos.

Si bien el técnico Oscar Ramírez había advertido que sus jugadores no cometerían faltas bruscas contra Neymar, en el comienzo el crack del Paris Saint-Germain ya había recibido tres infracciones seguidas (Guzmán, Gamboa y Vanegas), y en apenas 20 minutos los “ticos” registraron siete faltas. En otras ocasiones, el “10” se zambulló claramente pretendiendo simular una falta.

Esa falta de libertad que tuvo Neymar al principio (no remató a puerta en 45 minutos) se rompió: tras el descanso, Brasil salió mucho más decidido e incisivo en sus ofensivas, algo que pedía Tite en la previa.

En los primeros 15 minutos del complemento, Costa Rica perdió totalmente el control que sí había tenido, en gran parte, en el primer capítulo, donde la “verdeamarela” (hoy de azul) encontró pocos espacios.

A los 49′ Gabriel Jesús estrelló un cabezazo en el travesaño y luego Gamboa apenas logró desviar en la línea de gol un remate limpio de Coutinho.

Luego Keylor Navas salvó a su equipo tres veces: tapó un remate de Neymar en el área, otro de Coutinho y tomó un balón perdido cuando el “10” quedaba solo frente al arco.

Conforme el partido entraba en su recta final, los “ticos” comenzaron a acusar el cansancio por el despliegue y Brasil, a lastimar con centros y pases filtrados de Coutinho o el ingesado Douglas Costa.

El dramatismo tocó su pico a los 77′ cuando Björn Kuipers sancionó un penal de González por agarrón a Neymar tras una finta dentro del área. Pero el árbitro corroboró con el VAR y revirtió su fallo, que fue unánimemente reprobado por el San Petersburgo Arena.

Tres minutos más tarde, los silbidos fueron aun mayores cuando Neymar vio la tarjeta amarilla por protestar y lanzar el balón con furia. Pero tendría su descarga final el crack brasileño.

En uno de los tantísimos centros que Brasil lanzó al área rival en el epílogo, Gabriel Jesús aguantó el balón y tocó de primera para la aparición fulgurante de Coutinho, que con su gol de punta hizo volar por el césped hasta el propio Tite en un alocado festejo que se escuchó en todo el estadio.

Y, para rematar, Neymar finalmente conectó a la red un centro por la derecha para poner el 2-0 final cuando ya se jugaban siete minutos de tiempo adicional.

Ese dramatismo quedó cristalizado en las lágrimas del “10”, tirado en el césped, en señal de descarga. No es para menos: Brasil consiguió un triunfo tan agónico como crucial para sus aspiraciones en Rusia 2018.
Agencia dpa ©
Derechos de publicación adquiridos.