Según la Cárcel de Nagoya ubicada en la ciudad de Miyoshi, hasta la noche del 30 fueron contagiados de influenza 205 condenados y 95 funcionarios incluyendo a las personas que ya se curaron.


Actualmente se chequea la temperatura del cuerpo de todas las personas y suspende el trabajo forzado de los condenados, pero esta mañana fue confirmado que todavía 130 personas están infectadas.

Por primera vez desde el 2015 más de 100 personas fueron contagiadas de influenza en esta cárcel. La cifra de este año es la más alta durante estos últimos 5 años.

La Cárcel de Nagoya comenta que tratará de frenar la propagación de influenza lo más rápido posible.